Carlos MacAlister ya en funciones.

Carlos MacAlister ya en funciones.

En noviembre, Argentina apareció en una lista de países que utilizan laboratorios que no están acreditados para los análisis de sangre y orina de sus deportistas y que no cumple con los códigos de antidopaje. Tras el escándalo que estalló en Rusia, la Agencia Mundial Antidopaje (World Anti Doping Agency –WADA-) dio a conocer la noticia y encendió la preocupación, ya que si bien la WADA no puede sancionar ni a los atletas ni a las federaciones argentinas, sí lo pueden hacer las federaciones internacionales, lo que podría traer inconvenientes para aquellos atletas que están clasificados a los Juegos de Río 2016. Sin embargo, en sus primeros días de gestión como secretario de Deportes, Educación Física y Recreación de la Nación, el ex futbolista Carlos MacAllister aseguró que ya está “trabajando para levantar la suspensión que tiene Argentina por el tema del antidoping”.

En realidad, Argentina no se encuentra suspendida pero sí advertida por no contar con un laboratorio acreditado por WADA y, pese a que en su momento las muestras eran enviadas a Madrid, La Habana o Bogotá para ser analizadas, esto no ocurrió en los últimos tiempos. “Se está trabajando en un acuerdo entre Sedronar, la Secretaría de Deportes de la Nación, el Enard, Wada y Unesco”, reconoció el ahora dirigente político en declaraciones a Télam. El objetivo será “hacer 600 muestras en el laboratorio que Wada elija” para que Argentina deje de estar en la mira por sus controles antidoping.

MacAllister con Camau Espínola en el pase de funciones.

MacAllister con Camau Espínola en el pase de funciones.

La Federación de Atletismo de Rusia fue suspendida por la IAAF luego de un informe desfavorable de la WADA y por eso uno de los objetivos del funcionario será evitar cualquier inconveniente, con la Federación Internacional de Atletismo o con cualquier otra federación que cuestione a la Argentina.

Además, el secretario anunció que se intentará mejorar el Enard “que hizo un gran aporte al deporte argentino”. “Generó una masa de dinero muy importante, para que los deportistas trabajen en mejores condiciones, eso es destacable y se lo debe mantener”, reconoció. “El segundo punto será trabajar muchísimo en el CeNARD, en mejorar mucho las instalaciones y las condiciones de trabajo de los empleados y, también, las condiciones de entrenamiento de los deportistas. Hay que ponerlo en el mejor estado para el bien de todo el trabajo de los deportistas  para que lleguen de manera óptima a los próximos Juegos Olímpicos”.