No es el primer caso y, por lo que parece, tampoco será el último. En abril se había dado a conocer el caso de Jemima Sumgong, la ganadora de la maratón olímpica de Río 2016, quien no pudo ir en busca de revalidar su título en los 42k de Londres por haber dado positivo en un control antidoping realizado el 28 de febrero. Ahora se confirmó que la atleta de Kenia recibió cuatro años de suspensión.

La Agencia Antidopaje de Kenia anunció que la sanción comenzó a regir desde el 3 de abril de 2017, por lo que ya se descartó la posibilidad de que Sumgong participe de Tokio 2020 en busca de repetir su oro olímpico. La sustancia encontrada en su control es EPO, la hormona que aumenta los glóbulos rojos y de esta manera la cantidad de oxígeno que llega a los músculos. Su utilización permite un mejor rendimiento en actividades aeróbicas y de larga duración, disminuye la frecuencia cardíaca y logra que el atleta tarde mucho más en cansarse.

El laboratorio de la ciudad de Lausana, Suiza, analizó la muestra A de la keniata, determinando la presencia de esta sustancia en su orina. Luego del resultado positivo, se le dio la posibilidad de dar una explicación y solicitar la muestra B. La defensa de Sumgong asegura que el 23 de febrero, cinco días antes del control, acudió al Hospital Nacional de Kenia por un “sangrado severo” y un “dolor abdominal agudo”, aparentemente por un embarazo ectópico (por fuera del útero) por lo que le realizaron una transfusión y le dieron medicación. Sin embargo, estos datos no estuvieron incluidos en el formulario que debió llenar cuando le realizaron el control sorpresa, según explica porque en su país existe un tabú sobre este tipo de complicaciones. La clínica, sin embargo, negó la versión y por eso la Agencia Antidopaje de Kenia la acusó de intentar engañar a las autoridades. Además, Jemima renunció al contraanálisis, ya que entiende que el resultado será similar al de la muestra A.

No es la primera vez que la misma atleta recibe una sanción: en 2012 fue castigada por dos años, aunque finalmente cumplió uno, por la utilización de prednisolone, un esteroide prohibido. En ese entonces, argumentó que provenía de una inyección por un problema de cadera. Sumgong era compañera de entrenamiento de Rita Jeptoo, quien permanece suspendida desde el 2014 -en principio por dos años luego se sumaron dos años más- también por EPO. A Jeptoo le borraron sus victorias del 2014 en Boston y Chicago.

En 2016, Sumgong se convirtió en la primera keniata en lograr un oro olímpico, un título que le faltaba al país africano. A los 32 años y con un personal best de 2h20m41, la corredora suma también victorias en Londres, un 4° puesto en el Mundial de Beijing 2015, un triunfo en de Rotterdam 2013, segundos puestos en Chicago (2013) y Nueva York (2014) Boston (2012), y 3° también en Boston 2014 . Sin embargo, su título en Río no está en riesgo ya que no dio positivo en el control realizado en Brasil cuando logró su victoria.