En tan solo  21 días el incansable Kilian Jornet corrió 267 kilometros en tres competencias acumulando 17.150 km de desnivel positivo. Luego de la 2da ubicación en Mont Blanc ,  Jornet se trasladó a Escocia y el pasado 17 de septiembre volvió a la senda del triunfo en  la Salomon Glen Coe Skyline, desarrollada en la  localidad de Kinlochleven. Una competencia del calendario de la Sky Extreme Series de  55 kilómetros de distancia  y 4.750 metros de desnivel positivo, marcando un tiempo de 6h25m ( Nuevo record). Seis días después volvió a sus tierras para volver a ser noticia.

Era imposible para él faltar en 2017 a la Ultra Pirineu luego de haberse ausentado en 2016 por intentar su ascenso al monte  Everest. Sin embargo para demostrar que es humano se bajo de la ultra distancia y compitió en los 45 km junto a atletas como Tofol Castanyer o Tom Owens.

El atleta de la Cerdanya marcó el pasado sábado un nuevo récord en la Marató Pirineu, una carrera de 45 kilómetros con 2.400 metros de desnivel positivo en el Parc Natural del Cadí Moixeró.  Con  3h 44m 28seg pulverizó el tiempo  logrado por el marroquí Ismail Razga quien hace un año atrás  había logrado en 4hs01.58s  la marca histórica.

Con la Maratón Pirineu, Jornet concluye la temporada de carreras por montaña, un año en el que su reto más destacado ha sido su doble ascensión al Everest, sin oxígeno, y en el plazo de una semana.

En mujeres, también hubo récord.   La neozelandesa Ruth Croft en un tiempo de 4h19m, puso fín al reinado de Oihana Kortazar quien  ostentaba  la mejor marca con 4h31m.

¿Cuanto y como entrena Klian?

Kilian divide su año en dos etapas. En verano (de mayo a octubre) suele entrenar entre 20 y 35 horas por semana en forma intensa. Realiza salidas de 2 a 7 horas dependiendo el día.  En esta temporada pasó el  80% del tiempo  corriendo y el 20% restante en bicicleta de carretera. En esta etapa del año suele correr unos 250.000 metros de desnivel en aproximadamente 500 horas de entrenamiento.

En total, hace unos 300.000 metros de desnivel al año en esquí de montaña, con unas 500 horas en total. En verano, corriendo suelen ser unos 250.000 metros de desnivel, dedicándole unas 500 horas.

La temporada de invierno la divide en dos partes: en noviembre y diciembre realiza la  pretemporada en esquí de montaña. Suele hacer entre 20 y 30 horas por semana, con volumen (unas 3-4 horas por la mañana y 1-2 horas por la tarde). De enero a mayo ya con la temporada invernal en curso suele participar en 20-25 carreras entre Copa del Mundo, Campeonatos del Mundo, de Europa y de España entre otros. En este periodo, su entrenamiento  es de entre 15 y 30 horas por semana haciendo mucha recuperación e intensidad.