tyc

Imagen: TyC Sports.

Llegó a la final de salto con garrocha y cumplió un sueño. Pero la del lunes no fue su noche. Germán Chiaraviglio finalizó en el puesto 11 luego de que sus tres intentos de saltar 5,65 fueran nulos. El santafesino había logrado superar no sin dificultad la marca de 5,50 en el tercer intento, pero entre la lluvia y algunos inconvenientes, sus tres intentos fueron en vano y se despidió en la final, cerrando una buena actuación.

La noche no fue buena para el argentino. Tras un primer intento nulo en el comienzo de la final, una lluvia torrencial obligó a suspender la competencia por un buen rato. Al regreso, tanto su salto como el de los otros dos atletas fue borrado y tuvo la chance de comenzar de nuevo. Sin embargo, la lluvia volvió a complicar a todos. Pero, además, justo antes de uno de sus saltos, nuevamente la competencia estuvo detenida cuando, luego del salto anterior, los jueces no conseguían subir la varilla para ajustarlo a la altura. Tras 15 minutos, Germán pudo volver a saltar, aunque otra vez de manera accidentada, cuando un voluntario se cruzó en la zona y el atleta debió repetir el salto.

Finalmente, el oro fue para el brasileño Thiago Braz da Silva, con un salto final de 6,03 metros, su mejor marca personal. Dejó atrás al francés Lavillenie, campeón olímpico en Londres 2012 con 5,98 metros. El bronce fue para el estadounidense Sam Kendricks, con 5,85.