13958154_607359639424881_5540202460459731602_o

Joaquín Arbe corre todo. Y todo lo corre bien. Calle o pista. O cross. Tiene marcas desde los 800 metros hasta maratón. Y gana carreras. Como este domingo, en Palermo, cuando el nacido es Esquel se consagró en los 15k de New Balance, la marca que desde hace unos meses lo sponsorea y le permite, por fin y luego de muchos y muchos kilómetros, elegir qué correr. Y seguir haciéndolo bien. Cruzó la meta en 45m40, en una disputa con Gustavo Frencia que no le dio respiro. “Estuvo muy dura hasta el final, muy buena”, cuenta ya con la copa en sus manos.

“Ahora estoy mejor con el apoyo de mi provincia y con el respaldo con la ropa. Ya puedo prepararme mejor y ver qué correr”, cuenta el atleta de 25 años (cumple 26 el 25 de agosto) que solía participar en cuánta carrera se le interponía. Ganar le permitía costear su pasión. Y también su trabajo como albañil, que lo mechaba con sus entrenamientos. Ahora lo ayudan la marca que organizó la carrera junto con la secretaría de deportes de la provincia de Chubut, algo fundamental para poder seguir corriendo.

“Ahora sólo estoy trabajando en mi casa, que la estoy remodelando, así que mi trabajo de albañil es sólo ahí. Trabajo pocas horas y trato de entrenar bien y descansar bien. Trato de apuntar a la carrera, si son difíciles como esta directamente no trabajo en caso y trato de enfocarme. Este tiempo estuve lesionado con una pubalgia, así no podía hacer doble turno. Ahora el dolor desapareció y puedo meterle de nuevo al gimnasio que van a ser fundamentales para los 21k de Buenos Aires”, se entusiasma.

Fiscalizada por la Federación Atlética Metropolitana, unos 7400 corredores estuvieron en Palermo, largando desde las 8 de la mañana, con un día soleado y casi primaveral, ideal para correr. Detrás de Joaquín, apenas 3 segundos después, cruzó la meta Gustavo Frencia. Tercero finalizó Gustavo Fernández (46m15). Entre las chicas, Carolina Zanuzzi fue la ganadora con 56m21, acompañada por Cecilia Fernández (56m24) y Karina Fuentealba (57m26).

_DSC5495

“La verdad es que no venía muy bien con el tema de la lesión. Estuve un mes con puro trote y fortalecimiento, no sabía cómo me iba a sentir. Pero corrimos a un ritmo que se me hizo cómodo y sabía que en el remate soy fuerte. Tenía que aguantar hasta el último kilómetro”, relata. Y así fue.  “Ahora quiero preparar las tres semanas que quedan los 21k de Buenos Aires y después la copa de clubes de mayores. Quiero mejorar el 5.000”, dice Arbe.

En abril de este año, Joaquín habpia logrado la triple corona en el 96° Campeonato Nacional de Mayores disputado en el Cenard: 1.500m (3.51.56), 5.000 metros (14:30.96, aunque su mejor marca es 14:29.49, del 2015) y 3.000 metros con obstáculos (9.29,91). Esta última lo llevó nada menos que al Iberoamericano de Río de Janeiro: logró la medalla de plata (8.40.21). En los 1500m ocupó el sexto lugar, con 3:44.10, nuevo récord provincial y sexta mejor marca argentina de todos los tiempos.

13235111_10208976228177990_3278128107979412290_o

Arbe en el Iberoamericano de Río.

Ganó dos veces la maratón A Pampa Traviesa, en La Pampa. Ahora, va por los 21k de Buenos Aires. Su mejor marca oficial data del 2011, en CABA: 1h06m47. “La idea es tratar de hacer podio. Voy a tratar de salir a correr con parciales, controlándome los primeros 10 kilómetros para no hacer ninguna locura que me cueste arriba. Quiero tratar de mejorar la marca que tengo en 21k y si mejoro mi marca creo que tengo chances de hacer podio, así que voy  a correr un poco de atrás de lo que es la punta de la carrera pero en los últimos kilómetros quizá pueda remontar”, anticipa.

Tiene un objetivo grande, como sus sueños. Hasta ahora, en este 2016, se le están cumpliendo.